Precios de productos lácteos tienden a disminuir con entrada del invierno
Precios de productos lácteos tienden a disminuir con entrada del invierno

Precios de productos lácteos tienden a disminuir con entrada del invierno

Los productos derivados de la leche han experimentado una baja en los mercados de Matagalpa lo que favorece al consumidor. Según comerciantes de productos lácteos la cuajada se cotiza a 35 córdobas, el queso a 60 córdobas, queso blanco a 50 y el queso mozzarella a 60 córdobas, son productos traídos de Siuna y Matiguás, algunos manifiestan que, pese a los bajos precios, las ventas están bajas y no todos los días son buenos para la venta.

Comerciantes de productos lácteos consultados afirman que a medida que se normalice el invierno esperan que los precios disminuyan más, ya que es mayor la producción de los derivados de la leche, sin embargo, los productores afirman que, aunque uno habla de que hay lluvias en algunas zonas, no ha habido un crecimiento total de los pastos.

Puedes leer: Especialistas en salud brindan recomendaciones para prevenir enfermedades con la entrada del invierno

Para Norman Montenegro representante del sector Ganadero de Matagalpa (ASOGAMAT), la falta de regulación de los precios afecta a cada productor pues mientras al consumidor le suben los precios los productores siguen recibiendo bajos precios por sus productos.

“La producción ha disminuido porque, aunque uno habla de que hay lluvias no ha habido un crecimiento de los pastos, a nivel del consumidor los precios están altísimos mientras que al productor tradicional les siguen pagando 12 córdobas el litro de leche”.

Productores no reciben el pago que merece su trabajo:

Afirma que “el litro de leche en una pulpería o supermercado llega hasta los 35 córdobas cuando a los productores no pasa del mismo precio, igualmente ocurre con el precio de la carne, cuando al consumidor le cuesta 110, 120 la libra de lomo de res, al productor le pagan 50 córdobas por libra, una situación que considera caótica porque semana a semana los combustibles incrementan de precio.

“El combustible han subido, los animales no se puedan alimentar bien, porque se requiere de máquinas que funcionan con combustibles para picar zacate, afecta en la alimentación, reproducción, movilización, y capacidades de hacer inversión, la situación es complicada sumando las pérdidas de animales por los abigeatos, y que no se hace nada por parte de las autoridades, no tienen una respuesta ante ello”, indicó.

Por: Enma Xiomara Martínez Díaz

Diócesis Media, Radio Hermanos

Deja una respuesta